Entradas

Mostrando las entradas con la etiqueta verso de amor

La última vez que se fue la luz

Imagen
Escucho a lo lejos a los niños jugando y podría ahora mismo escribir un poema lleno de canciones y risas, lleno de alegrías y rimas. En la mañana se fue la luz y me despertó el silencio. Solía disfrutar la lluvia tanto como ellos y me muero de deseos por salir. Se fue la luz porque no ha parado de llover, igual que la última vez que se fue. Podría escribir una canción llena de aroma a fuego y café, llena de la brisa fría y de la frazada que cargo en mis hombros. Abro la cortina y los veo dando vueltas en círculo, empapados, sosteniendo sus manos y cantando. Puedo sonreír, aunque me da envidia. Cuando niño, tampoco temía a la lluvia, al frio, a nada. La última vez que se fue la luz, era un sábado de mayo. Pude haber escrito un verso lleno de flores y lleno del verde del monte, de una paloma sabanera en la rama de un roble que yacía quieta, mojada y encogida entre sus plumas, o de un gatito que temblaba bajo una caja de cartón. Una voz en mi interior, que no se calla, me habla

Ventana

Imagen
Estaba muy nublado el día, y yo me encontraba mirando por una ventana de cristal. Llovía tan fuerte a lo lejos, que no se podían ver las montañas. El frio me hacía abrazarme a mí mismo y mi respiración empañaba el vidrio. Yo, nostálgico pensaba en los días que ya se fueron, en el silencio de aquel lugar. Seguía allí parado, y mientras miraba pensaba, en lo solos que debían sentirse, los pájaros en los árboles, los perros bajo los autos, las jóvenes en las ventanas. Y desde ahí pude ver a un hombre de pié, nostálgico y desesperado, que mientras esperaba pensaba, lo solo que estaba allá.    Él, esperaba tu compañía, esperaba que tú llegaras. Deseando que tus brazos lo cubrieran, con tu pecho pegado a su espalda y que tu cara pegada a su oído le susurrara que nunca jamás volvería a estar solo. Volví a mirar bien a través de aquella ventana, y esta vez nada encontré, pues fuera de aquel lugar nunca hubo nada. Miré y miré otra vez, y esta vez pude ver que lo que en el cristal